Gestionando la complejidad
Gestionando la complejidad
Contactanos

Marzo de 2022

CÓMO CONDUCIR UN MUNICIPIO A LA GESTIÓN PÚBLICA DEL SIGLO XXI

El sector público en el centro de las viejas problemáticas, los desafíos de siempre y las nuevas oportunidades.

Los procesos de modernización en municipios dependen de 3 actores FUNDAMENTALES que se complementan y potencian el resultado final.

 

CONOCEDORES: Son aquellos expertos que han invertido varios años en el perfeccionamiento de un tema particular y han adquirido el "Know How" (saber hacer) necesario para darle un giro positivo a la tarea que se quiere crear o mejorar.

 

CLIENTES: Son los que van a usar la innovación desarrollada dentro de un proceso, en este caso, las organizaciones Municipales y sus agentes. Su condición de usuarios en primera línea de los productos que procuran modernizar la gestión los hacen un pilar fundamental, ya que son quienes sabrán medir el valor real del resultado obtenido.

 

PROCESO: Se refiere a cómo se va a resolver el problema. Es donde se juntan los requerimientos de los clientes (demanda), con las soluciones propuestas por los expertos (oferta). El proceso requiere que trabajen codo a codo más allá de algunas diferencias que pueden surgir y logren concreciones en común.

 

Este proceso de modernización procura darle al ciudadano un lugar centralizado, fácil y cómodo donde pueda canalizar sus reclamos, evacuar sus dudas y sea escuchada y atendida su demanda con plazos previsibles.

 

Esto sólo es posible cuando se integra dentro de una cadena de valor -sin intermediarios- a las dos puntas del proceso: Los ciudadanos y las soluciones. El uso de herramientas TIC de participación y de gestión operativa experta son indispensables para encarar el desafío.

 

 

Es un error que suele reiterarse en gestiones gubernamentales sentarse a “esperar” la demanda y reaccionar con acciones correctivas que suelen ser apresuradas, inviables y denota poco profesionalismo. En el proceso de innovación se deben plantear herramientas y aplicaciones que permitan realizar acciones pro-activas y preventivas, que serán la clave del éxito y la vara precisa para medir a mediano y largo plazo, el objetivo más importante; que los municipios generen empatía con los ciudadanos.

 

El involucramiento es la clave

 

La medida de eficiencia de todos los proyectos de innovación en el sector público, está dada por el compromiso de las partes involucradas, otra mesa con tres patas con igual grado de importancia:

 

Ciudadanos: gracias a su participación activa y demanda creciente reclaman un mejor servicio por parte del Estado.

 

Agentes de gobierno: en los 3 niveles del Estado, trabajando de manera coordinada para fomentar proyectos, implementar soluciones gestionando las demandas con previsibilidad, con un único objetivo: mejorar la calidad de vida de los vecinos.

 

Organizaciones de la sociedad civil y empresas privadas: en sus roles de expertos, aportando control, auditoría, concientización y gestión de los servicios que se ponen en práctica.

Por Lic. Marcos Malamud
Director Ejecutivo
de Mismatica Management

También te puede interesar...

‹‹VOLVER

CONTACTANOS

Completá el formulario o comunicate con nosotros para poder ayudarte.
También podés enviarnos un email a clientes@mismatica.com.